Etapa 36.1: Mequinenza - Fayón

Descripción

Etapa 36.1: Mequinenza - Fayón

Hacia el río Matarraña

Desde el puente de Mequinenza sobre el Ebro, un camino conduce a la vega de Albera. El embalse de Riba-roja inundó los caminos tradicionales por lo que es preciso subir a las planas de Mas de Borbó y continuar por el altiplano. Después de dejar atrás numerosas casas dispersas y la ermita de San Jorge, donde destaca su pino centenario, un camino forestal desciende a Fayón, construida completamente después de que el embalse inundara el núcleo histórico. El camino la deja para bordear la espectacular peña Bugarrech y bajar a las riberas del Matarraña, donde cruza el puente y termina en la estación de ferrocarril de Pobla de Massaluca/Fayón.

Desde el puente sobre el Ebro se toma la carretera A-1411, en dirección a Fayón. A los pocos metros se abandona por su izquierda y se sigue por un carril asfaltado que vadea el barranco de la Val del Pueblo y se estrecha entre la ladera escarpada y las aguas remansadas del río. Se desechan varias entradas, a la derecha, que acceden a las minas de lignito y, a la izquierda, a una zona de descanso con equipamientos. A los 6,7 km el paisaje cobra amplitud y se abre a una gran extensión de fincas de frutales, L’Albera, que aprovecha el lado convexo de un gran meandro del Ebro. Terminado el asfalto, el vial gira en dirección sur, atraviesa dos barrancos, pasa bajo una pequeña urbanización y 300 m después, tras una curva a la izquierda, sube y deja el llano para acercarse a una casa aislada. Frente a su entrada empieza el camino que permitirá ascender a la plana.

La ermita de San Jorge

Se toma la senda frente a la casa, que asciende en zigzag por la ladera rocosa, gira hasta ponerse en dirección suroeste y llega a una divisoria. Tras unos metros por ella vuelve a internarse en la vertiente umbría de un barranco y salva un pequeño escalón rocoso para recorrer la cabecera de este afluente lateral. Después, rodea la plataforma donde empiezan los primeros cultivos de la plana superior y, tras un nuevo giro a la izquierda, accede a una pista, junto a unos extensos campos.

Se continúa por el carril que enseguida toma dirección este y recorre la loma cultivada antes de bajar al mas de Borbó y, 500 m más adelante, salir a la carretera A-1411. Es necesario seguir junto a ella, a mano izquierda, durante 1,7 km, primero por su lado derecho y después por el izquierdo. Tras recorrer esa distancia, se toma un carril amplio, a la izquierda, que se enfila hacia una casa de labranza. Tras 500 m se deja esta pista principal por un vial de peor firme que sale a la derecha efectuando un giro de 90º. El carril desciende, atraviesa una vaguada, gira a la izquierda y, tras recorrer una zona de campos, sube al mas de Jaime. Continuando primero hacia el Suroeste y después hacia el Sur, se llega a la carretera CV-103.

Restos de la torre la Garita. Fayón

Tras unos metros por ella, hacia la izquierda, se abandona por un camino a la derecha. Gira a derecha y a izquierda y se une a un camino trasversal de mejor firme. A la izquierda, tras salvar una pequeña vaguada, sube al paraje de la ermita de San Jorge, del siglo XVIII. Un carril bien pavimentado sale en dirección este, buscando la carretera CV-103, a la que llega en 1,4 km desde la ermita.

Evitando su firme, por pistas y caminos que recorren su arcén derecho, se avanzan 2 km antes de cruzarla haciendo un giro de 90º a la izquierda e internarse en una pista entre pinos. Se llega a un collado divisor, donde se toma el carril de la derecha, que recorre la ladera soleada del barranco (desde el otro lado del collado se pueden contemplar las caídas abruptas que forma el barranco de Ferrera hacia el Ebro).

La pista rodea un pequeño circo y, cuando comienza a descender, a la vista de la amplia vaguada en la que se asienta Fayón, toma un carril secundario, a la derecha, que lleva a unas naves. Junto a ellas sale una senda que, por entre las terrazas de repoblación, recorre la cabecera de un pequeño barranco hasta llegar de nuevo a otra pista que da acceso a las naves anteriormente citadas. Por este carril se llegará, hacia el sur, al cementerio y, finalmente a Fayón.

Si se quiere llegar a la estación de ferrocaril hay que descender a cruzar el puente sobre el Matarraña. Para ello, en el extremo sur de la calle principal se toma un vial que de inmediato cobra pendiente para descender por el barranco de Juanito, flanqueado por la Peña Bugarrech, y llegar a la orilla del río que, en este punto tan cercano a su desembocadura está remontado por las aguas del Ebro. Una pista a la derecha conduce a la Z-V-7231, junto al puente. Al otro lado, un camino asfaltado se desvía a la izquierda y llega a la estación de Fayón-Pobla de Massaluca.

Desde este punto el caminante puede llegar a Riba-roja, tomando alguno de los trenes que comunican una estación con otra, y seguir con la etapa 37, hacia Flix (aguas abajo) o Almatret y Mequinenza (aguas arriba).

Perfil

Perfil Mide etapa Mequinenza - Fayón

MIDE (Método para la Información de Excursiones)

(calculado según criterios MIDE para un excursionista medio poco cargado)

Información Destacada

Información adicional

Fayón

Ubicado sobre la confluencia de los ríos Ebro y Matarraña, el pueblo de Fayón que hoy se puede conocer fue creado cuando, el 18 de noviembre de 1967, se construyó y puso en funcionamiento el embalse de Riba-roja. El antiguo Fayón quedó bajo sus aguas y sus 2000 habitantes tuvieron que asentarse en el nuevo emplazamiento.

En su antigua ubicación Fayón también se encontraba en la confluencia de los mismos dos ríos, aunque a una cota más baja, rodeado de huertas y con un importante puerto fluvial, clave en las relaciones comerciales entre Zaragoza y Tortosa. Aunque la totalidad del patrimonio cultural quedó anegada bajo el embalse, asomando sobre sus aguas aún puede verse la torre de la iglesia de San Juán y algunas otras construcciones más cercanas a la orilla.

El río Matarraña y su cuenca

El Matarraña inicia su viaje en los Puertos de Beceite, a 1200 m de altitud, descendiendo entre cañones y huertas para desembocar, tras 97 km de recorrido, en el Ebro, bajo el puente de Fayón, a 92 m, para pasar a formar parte de las aguas del embalse de Riba-roja. Los pueblos que recorre este río son todos de gran belleza, distintas culturas fueron dejando su huella en ellos a lo largo de los años y en la actualidad Beceite, Valderrobles, Ráfales y La Fresneda han sido declarados Bien de Interés Cultural.

El Camino Natural de Matarraña-Algars, al que se puede acceder desde Fayón, recorre la práctica totalidad de la cuenca de este río, permitiendo descubrir todo este patrimonio, así como su entorno natural, también de gran atractivo e interés.

Multimedia